INFORMES DE MERCADO DE DIAZ RIGANTI 07/09/2021

ESPECIAL SOJA El liderazgo mundial de Brasil en soja se mantendría en la próxima década.

 

Por Esteban Moscariello, Ejecutivo Comercial en Diaz Riganti Cereales S.R.L. - Clarin Rural.

 

Produce casi 3 veces más que nuestro país. Superó a Estados Unidos y llegaría a 156 millones de toneladas en 2030.



En Brasil se ha expandido la soja a un ritmo intenso: en la última campaña cubrió 38,5 millones de hectáreas, y va por más.

En la campaña 2020/21, la producción de soja de Brasil fue de 135,9 millones de toneladas, un 8,9% más que la cosecha récord de la temporada pasada de 124,8 millones de toneladas, según datos de la Compañía Nacional de Abastecimiento (CONAB). 

En los últimos años, Brasil superó a Estados Unidos como el mayor productor de soja del mundo. En el futuro, se prevé que lo supere también en el volumen total de granos. El Ministerio de Agricultura, Ganadería y Abastecimiento de Brasil (MAPA) proyecta que Brasil producirá 156,7 millones de toneladas de soja en 2030, un aumento del 13% en comparación con la cosecha 2020/21. En Estados Unidos, la producción debería llegar a 134,0 millones de toneladas en 10 años, según datos del Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA, por sus siglas en inglés).

El área sembrada esta campaña también está en un récord de 38,5 millones de hectáreas, un 4,2% más que la pasada. Además, los avances recientes en logística, como en el ferrocarril Norte-Sur, deberían crear oportunidades para mejorar la competitividad en el sector del transporte.

Se espera que la superficie sembrada de soja en Brasil crezca un 27% en los próximos 10 años, alcanzando los 46,9 millones de hectáreas, según MAPA. Mientras tanto, el USDA espera que el área sembrada en los EE.UU. alcance los 36,4 millones de hectáreas en 2030, un aumento del 8,3% en 10 años. La tasa de crecimiento de la siembra de soja en Brasil en los próximos años será menor que en las últimas décadas, cuando hubo un gran aumento en la producción.

A nivel mundial, los costos, los márgenes de ganancia, la logística y la disponibilidad de tierras serán factores clave para determinar la producción futura de soja. Un desafío para Brasil es el alto costo asociado con la logística, según destacaron varios analistas.

Inversiones en infraestructura

Históricamente, la industria de exportación de la oleaginosa en Brasil se ha basado en rutas terrestres de largo recorrido entre las principales regiones productoras y los puertos. En la última década, sin embargo, ha habido una gran inversión en la infraestructura de transporte, no solo para rutas terrestres, sino también para ferrocarriles y vías fluviales. Desde el año 2000 a 2019, el porcentaje de utilización de camiones de soja cargada disminuyeron del 75% al 67%; al mismo tiempo, el ferrocarril aumentó del 20% al 24%; y el envío por barcaza subió aproximadamente en la misma cantidad, del 5% a casi el 9%.

En 2021, el gobierno brasileño inauguró nuevos kilómetros del Ferrocarril Norte-Sur, que conecta el estado de Goiás, con el Puerto de Santos, en São Paulo. Este proyecto, iniciado en la década de 1980, se prevé que eventualmente incluya vías férreas entre Porto Nacional, en el estado de Tocantins, y Estrela D'Oeste, en el estado de Sao Paulo. Además, el proyecto incluye la construcción de tres terminales ferroviarias en los estados de Goiás, Mato Grosso y Minas Gerais, en la Región Central.

Los puertos del norte coincidieron con los puertos del sur en el envío de carga de granos por primera vez en 2020, según información de la Agencia Nacional de Transporte por Vías Navegables. Las exportaciones de soja y maíz a través de los puertos del norte en los últimos 10 años se han multiplicado casi por cinco, llegando a 42,3 millones de toneladas en 2020, según datos de la Confederación de Agricultura y Ganadería de Brasil.

A pesar de los avances recientes, es probable que los desafíos logísticos persistan en Brasil durante la próxima década. En el corto y mediano plazo, el país seguirá dependiendo en gran medida del transporte por camión para trasladar la soja a los puertos para su exportación. Brasil necesitará seguir invirtiendo para reducir los altos costos de transporte convencional y mejorar la logística, una desventaja histórica de Brasil en relación con la agricultura estadounidense.

Se espera que la tasa de crecimiento del área de soja de Brasil en la próxima década continúe por encima de los principales competidores del país, como Estados Unidos y Argentina.

Previsión de siembra

Brasil está iniciando la siembra de la campaña de soja 2021/22 en los estados del Medio Oeste como Mato Grosso. Hasta entonces, lo más probable es que Brasil vuelva a tener lluvias y condiciones climáticas históricamente típicas. Los modelos indican un patrón normal de lluvia para la segunda quincena de este mes en la región de Mato Grosso. En octubre, sin embargo, puede estar acechando un breve período de sequía, causado por un La Niña leve.

El Consejo Internacional de Granos (IGC) proyectó la producción de soja 2021/22 de Brasil en 140,5 millones de toneladas, en comparación con su cifra anterior de 139 millones y los 134,5 millones del año anterior. También es el mayor exportador de soja del mundo, con exportaciones proyectadas en 91,4 millones de toneladas en 2021/22, por encima de un proyección anterior de 87,4 millones de toneladas y de 86,1 millones del año anterior. Importará 400.000 toneladas, una cifra revisada al alza por el IGC de 100.000. Las importaciones de soja del año anterior fueron de 400.000 toneladas.

Crecimiento del país de la mano del agro

Luego de lograr un crecimiento récord en 2020, el Producto Interno Bruto (PIB) de la agroindustria brasileña, calculado por el Centro de Estudios Avanzados en Economía Aplicada (Cepea), de Esalq/ USP, aumentó un 5,35% en el primer trimestre de 2021.

Teniendo en cuenta el desempeño hasta ahora de la agroindustria y la economía brasileña en su conjunto, se estima que la participación del sector en el PIB brasileño total puede superar el 30% en 2021 según Cepea. Hace 30 años atrás el PIB agrícola brasileño no llegaba al 2%.

Las políticas macroeconómicas han contribuido al crecimiento de la producción agrícola de Brasil y su surgimiento como competidor de Estados Unidos en los mercados agrícolas mundiales, a pesar de experimentar recesiones y contracciones económicas en su historia.

Las inversiones públicas en investigación agrícola y crédito han tenido un papel importante en la competitividad dinámica de la agricultura de Brasil.

Con políticas agropecuarias y económicas claras y por supuesto, seguridad jurídica, Brasil ya es un líder en la región y también afianza su liderazgo mundial en la actividad agropecuaria y de la agroindustria. Es el camino a seguir.

Exportaciones durante 2021

De enero a junio de 2021, las exportaciones de agroindustrias brasileñas totalizaron 61.490 millones de dólares, lo que representó un crecimiento de 20,8% en relación a las exportaciones en el mismo período de 2020. Esta es una cantidad récord para el primer semestre del año en términos de exportaciones del sector, ya que el valor más alto jamás registrado para el período hasta ahora había sido en 2020 (50.90 mil millones de dólares).

La Asociación Nacional de Exportadores de Cereales (ANEC) estimó, a finales de agosto, exportaciones por 74,97 millones de soja en lo que va del año. Durante los primeros siete meses del año, China importó soja por 57,63 millones de toneladas, un 4,5% más que en el mismo período del año anterior, según datos de aduanas.

En ese contexto, la agroindustria representó el 45,3% del total de las exportaciones brasileñas en el primer semestre de 2021.

Importaciones de China

Según los datos de aduanas de China las importaciones de soja en junio alcanzaron su tercer nivel mensual más alto registrado, impulsadas por un aumento en los envíos desde Brasil. El gigante asiático adquirió en junio 10,72 millones de toneladas (un 11,6% por encima de los 9,61 millones de toneladas de mayo), ligeramente por debajo de un récord de 11,16 millones de toneladas.

La mayor incógnita en el complejo de la soja en este momento es la demanda mundial. Brasil exportó volúmenes récord de soja en el momento de la cosecha, lo que se llevó gran parte del negocio estadounidense.

Desde hace un tiempo a esta parte las noticias que recibimos de mercado desde China son bajistas y esta situación tiene una explicación política-económica y en la inflación, los alimentos y sus altos precios en el mercado interno. Esta es la explicación más sencilla y simple pero el análisis es más complejo y profundo y sus respuestas están más vinculadas a la geopolítica que a los mercados.

Nota de la Redacción: el autor es ejecutivo Comercial en Díaz Riganti Cereales.

 

DIAZ RIGANTI CEREALES S.R.L.

Nuestro principal objetivos es asesorar a las partes que intervienen en el comercio de granos, investigación de mercados en el orden nacional e internacional.

Teléfono Directo: (5411) 4317-1000
Email: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Carlos Pellegrini 1363 3° Piso
Código Postal (C1011AAA)
Ciudad Autónoma de Buenos Aires
(Abrir mapa de ubicación)

MATba - Tweets

ROFEX- Tweets

ALIADO EN SUS NEGOCIOS AGROPECUARIOS

Acompañando la evolución de los mercados de cereales y oleaginosas, nuestra actividad de corretaje ha ido transformándose continuamente, incorporando la prestación de asesoramiento en operaciones de Futuros y Opciones en el Mercado a Término de Buenos Aires, coberturas en Chicago Board of Trade y nuestra permanente presencia en canjes de insumos para el campo con Laboratorios de primera línea.

ROFEX CODIGO

CENTRO DE CORREDORES

COMISIONES MAT - COMISION NACIONAL DE VALORES

Derivados Agropecuarios
Mínimo
Máximo
MATba - ROFEX Futuros
0,10 %
0,25 %
MATba - ROFEX Opciones
u$s 10,0
u$s 30,0
Derivados Financieros Mínimo Máximo
ROFEX Futuros 0,10 % 0,40 %
ROFEX Opciones u$s 1,0 u$s 5.0